Entradas

Mostrando las entradas de 2005

Algo que agradecer

Se nos va otro año.
Pero, algo queda.
Señor:
Gracias por Pahuatlan y su huapangueada y por don Julián que me enseñó a bailar.
Gracias por una escapada a Tuxpan.
Gracias por el concierto casi privado de los Babasónicos en Pulque para 2 y por La Puntita, himno a mi generación... Por que vi 2 veces la película "Cruzada". No agradezco la película, sino la compañía.
Gracias porque alguien me dijo que soy una gitana que encanta con sólo mirar.
Muchísimas gracias por el viaje a las Italias... ah, que magnifico es el coliseo, que bello el Panteon, Florencia y su Davide, que rica la comida y que hermosos hombres hay allá... Tiré una moneda en la Fontana di Trevi, lo cual me hace pensar que regresaré... Me falta conocer el sur. Quiero ir a Capri. Gracias por el comité tlaxcalteca de bienvenida que me recibió excelentemente cuando regresé.
Gracias por las noches de toxinas.
Gracias por los gatos de Tifanny, que estaban hermosos.
Gracias porque mi hermana ya es médico y sigue aprendiendo.
Gracias …

Great Expectations

Psicólogos, poner atención. Posible necesidad de una terapia.
Siempre me quejo mucho.
Espero mucho
y obtengo nada.
No hablo con gente.
Le hablo al viento.
No hay respuesta.
---
Me fabrico
grandes expectativas
y me quedo en blanco.
Las personas terminan
haciendo
exactamente lo contrario
a lo que me gustaría.
---
Espero mucho,
quiero mucho
y jamás obtengo nada.




Calles repletas

Autos familiares,
calles repletas,
niños escudo.
Padres que no ven,
que no se oyen ni entre ellos.
Niños armadura
abren paso a sus padres.
Carreolas golpean
espinillas y talones.
Casamientos anti-soledad.
Parejas a conveniencia.
Matrimonios nuevos
para no morir solos.
Calles repletas.
Niños armadura.
Padres que no ven,
que no se oyen ni a sí mismos.

El retrato de Zoe y otras mentiras, de Salvador Elizondo

Leer a Salvador Elizondo es encontrar una serie de formas y técnicas narrativas originales en historias que nos llevan a reflexionar sobre la esencia oculta de los actos dentro de la realidad que el escritor suele retratar como contradictoria. Es, también, hallar imágenes que se proyectan inmutables.Cada cuento de El retrato de Zoe y otras mentiras despierta evocaciones (esto debido, quizá a la influencia de los surrealistas en el autor). Los pequeños instantes se hacen cíclicos y por ende, infinitos. Este libro es un abundante recuento de personas, lugares y momentos. Al leer El retrato de Zoe y gracias a la habilidad narrativa de Elizondo, uno puede asomarse a esas almas ficticias que se antojan tan verosímiles porque nos recuerdan un lugar conocido: nuestra propia alma.Cabe mencionar que a Elizondo le fascina jugar con el tiempo, es hábil en el manejo de la memoria, maestro de las reminiscencias del pasado que a veces son dulces y en ocasiones crueles. Muestra predilección por lo e…

Cómo han pasado los años...

Imagen
Increíble. Ayer fui a una boda (y conste que no era una a la que habían invitado a mis papás).Fue extraña la sensación de asistir al ese casamiento pues la que contrajo nupcias, es la primera de mi grupo de amigas de la uni…Y no es que esa sensación sea una muestra de mi opinión respecto al matrimonio (de la cual no hablaré el día de hoy), sino que indudablemente, me doy cuenta de que empieza el desfile. ¿Quién será la próxima? Lo ignoro.
Ayer Elisa, mi amiga, decidió hacer realidad el sueño de toda su vida.
Ayer me di cuenta de cómo han crecido las muchachas. Qué bárbaras.
Felicidades, Elisa.
Que Dios reparta suerte.

Zoé en el concierto de Zoe

Perdón,
Nunca quise hacerte mal,
pero siempre que me acerco al fuego,
Se me escurre el diablo.
Zoe.


La fila estaba llena de pubertos. Algunas adolescentes se preguntaban si las dejarían pasar al bar, pues no traían credencial del IFE. Después de las diez la fila empezó a avanzar. A algunos les pidieron credencial, otras se hicieron occisos. Entramos. Lugar con muchos niveles y varios escalones. Los mandiles hacían su agosto: te daban una buena mesa si prometías consumir una botella o si ofrecías una buena cantidad de propina.
Esperamos todavía casi dos horas dentro. Tiempo suficiente para ir calentando la garganta con vodka y ver cómo el bar se iba abarrotando.
Después de las doce vemos sobre el escenario a cuatro hombres flacos, algunos de ellos melenudos, que se aprestan a tocar. Abren el concierto con Whatever: "and all the spiders in my mind, and all the things we never said.
Maybe the last day of my life, when I look at the world
trought the blue of your eyes,
trought the hole…

José Emilio Pacheco: "Batallas en el desierto"

Recientemente fue otorgado al escritor mexicano José Emilio Pacheco el premio de Poesía Ciudad de Granada, Federico García Lorca, considerado el de mayor dotación económica de poesía en lengua española, es por ello, que hoy, a manera de reconocimiento he querido hablar de una de las obras fundamentales de este autor.Podemos decir que José Emilio Pacheco es polifacético, ha figurado tanto en poesía como en prosa, además se ha dedicado al oficio de traductor, editor, docente e investigador en diversas universidades.Nació en la Ciudad de México en junio de 1939 y su obra comenzó a recibir reconocimiento rápidamente. Batallas en el Desierto fue publicado en 1981, en él, el personaje principal, el narrador, nos presenta un trozo de su infancia en la colonia Roma de la Ciudad de México.“Ciudad en penumbra, misteriosa colonia Roma de entonces. Átomo del inmenso mundo, dispuesto muchos años antes de mi nacimiento como una escenografía para mi representación.”Gracias a la estupenda prosa del a…

Perfumería

Para Adrián MárquezAy, Carlos, con seguridad te envolvía aquel aroma de Carolina Herrera que prefiero no recordar. Llevabas puesto un pantalón beige, camisa del mismo color y una chamarra de gamuza que acentuaba el ancho de tus hombros.Como siempre tu cabello, mezclado con la noche, se revolvía con el viento frío.El tráfico estaba horrible, eran casi las diez. La ventana estaba abierta pues Tatiana olía demasiado al Chanel que no va con ella y además no paraba de oprimir los botones del estéreo. Exploraba cada pista del CD durante unos segundos, pasaba a la siguiente y al final sacaba el disco para meter otro.Te conocí en la tienda, te recomendé una fragancia fresca, audaz y con notas cítricas. Me invitaste a salir. Fuimos a un bar que no conocía en donde me enajené con tus ojos, dónde bebimos y platicamos a gusto. Nos marchamos después de las tres de la mañana, pregunté a dónde íbamos, propusiste tu departamento y dije bueno.Cuando encendiste la luz de la estancia noté que casi no ha…

Fidelidad felina

Sebastián se encaramó sobre los libros que Julieta tenía apilados en la silla, se inclinó, estirando la columna vertebral pero con los cuartos traseros bien plantados sobre la enciclopedia hispánica, todo con tal de meter la cabeza en la bolsa de whiskas que su dueña había dejado supuestamente fuera de su alcance. Logrado su propósito, comió algunas croquetas pero se detuvo al sentir frío recorriéndole el lomo. Con cuidado, se incorporó y vio con su único ojo que entre la penumbra, la sombra de su dueña lo observaba.
Tal vez creyendo que se había hecho acreedor a una reprimenda, el gato bajó de un brinco y lambiscón, fue al encuentro de los tobillos de su dueña. Conforme se acercaba, titubeó un poco y quiso regresar a continuar su cena. Después de voltear un par de veces hacia la bolsa de alimento, continuó su lento avance al encuentro de Julieta. Ella se había ido. Cuando Sebastián llegó al lugar donde su dueña había estado parada, se sentó extrañado, movió la cola como asustándose u…

CONTEMPLACIÓN

Para Guillermo Samperio, por sus ejercicios.

Con tu cansancio tumbado en la cama observas la nube de humo del último cigarro, ése que prendió cínicamente después de tenerte y antes de salir dejándote el perturbador sonido de la puerta como recuerdo.
Al fondo, un rinoceronte metido en un mal cuadro te mira y encuentra tu posición sobre la cama un tanto incitante; piensas que le dan ganas de embestir, tal como lo hizo él.
Examinas la corriente oscuridad del cuarto en el que un ropero guarda las memorias de encuentros fugaces. Ahí está tu abrigo y ahí se quedaron, tal vez por olvido, quizás a propósito, un sombrero de lana que presume haber sido bello y un zapato de mujer. Otros amantes olvidados.
El espejo distante del tocadorcito frente a ti deja que te des cuenta de la tristeza; del vacío, de ése que no se ve pero se siente, de la sensación de haber sido utilizado. Mientras, contemplas a aquella mujer que aún abierta de piernas mira a su alrededor. Todo fue tan rápido.
El lugar no pudo …

PRESENTACION DE LIBROS

El buen Armando me pidió que subiera esta información: "El próximo jueves 20 de Octubre, a las 19 horas, en el Museo Mural Diego Rivera (Plaza Solidaridad, al poniente de la Alameda Central, cerca del metro Hidalgo), se hará la presentación de los libros, Mi hijo el lobo, de Janitzio Villamar y Aires de todo lar, de Rosa María Esquivel, ambos de la editorial Estigia, de reciente creación y de la que soy partícipe.

Espero que puedan acudir. Su humilde servidor estará allí en calidad de representante de la editorial y pues, será algo agitada la noche, pues hace mucho que no hago de esto.

Si quieren más informes, pídanmelos, por favor, pero no dejen de asistir."

Feliz cumpleaños a mí

En realidad, el día de hoy lo pasé increíble. Obtuve las flores: rosas de color y aroma de durazno que me dió mi abuelito.
Algunos amigos se acordaron de mí: tuve una felicitación vía telefónica, dos vía mensaje de texto, una por e-mail y además, promesas para parrandear el sábado.
Mi hermana, papá, mamá y mi tío se lucieron con regalos divinos.
Hubo excelentes platillos a lo largo del día. Cerramos con broche de oro y pastel de capuccino y chocolate.
Me la pasé muy bien.
Estuvo conmigo quien tuvo que estar.
Y bueno, la parte musical corrió a cargo de dos espontáneos: gracias al chico que trajo hasta mi puerta canciones de rondalla y gracias a Armando Ortíz por la rola.
Creo que mi boleto a Plutón (o a Neptuno)puede esperar.

Lista de regalos

A un día del gran día me doy cuenta de que he cambiado las fiestas por las despedidas de soltera. ¿Quién me viera en esas reuniones?
Y después van a venir los Baby Shower, con juegos en donde las invitadas se visten y actúan como bebés... Vaya. Se nota cómo han pasado los años.
Hoy, a un día de mi cumpleañosfeliz como decía hace algunos ayeres, me doy cuenta de que también mis listas de regalos han cambiado.
Me gustaría:
- Que la gente se acordara de la fecha.
- Un poco de cordura.
- Una pizca de sensatez.
- Paz y/o tranquilidad.
- Flores.
- Que la gente olvide las veces en que me he equivocado, diciéndo o haciéndo cosas que tal vez no eran de su agrado.
- Un hecho o un objeto nuevo.
- Que mis amigos me felicitaran al menos con una llamada, un correo electrónico o un mensaje de texto.
- Si no se puede alguna de las cosas anteriores, quiero un boleto sencillo con destino a Plutón, ya de perdida, a Neptuno.

Rompecabezas

Cada fin de semana te mueres un poco.
La fatiga te sorprende esperando.
Y no sabes qué esperas.
Pagas por compañía.
Y no recibes nada a cambio.
Cada fin de semana te vas un poco.
Se huye tu aliento, se secan tus ojos, te quedas quebrada
contra un poste, contra un árbol, contra alguna baya.
Pagas los daños que la compañía deja en el alma.
Pagas los daños y nadie cura tus errores.
Cada fin de semana te mueres un poco.
Trando de sacudir la común semana.
Te mueres un poco con el corazón extrellado,
con el aliento huido y la mirada infértil.
Y llegas a la senda del lunes más vacía,
más seca, más hastiada.
Pero nuevamente llega el fin de semana
y el entusiasmo, como rompecabezas
otra vez se arma.

Predestinados*

Nacieron el mismo día, dieciséis de agosto. Se conocieron en la primaria. Iban a ser novios en secundaria pero Cristina vio un día el llavero de Juan que tenía un burro con la pinga parada y se asustó tanto que ya no le permitió toquetearla en el patio de atrás.
Estudiaron en la misma prepa, ella iba en el A, él en el F. Todos los días cuando se bañaba, Juan sentía que el estropajo que pasaba por sus piernas velludas y su sexo de catorce y medio centímetros, recién presumido entre sus amigos Erick, Aldo y Héctor, era estrujado, besado, rasguñado por Cristina que ya ni siquiera le dirigía la palabra.
Durante los recesos, mientras él jugaba básquetbol, ella lo observaba de lejos. O tal vez eso le gustaba creer. La rutina de Cristina era sentarse en las jardineras, platicar con sus amigas, comer su lunch y beber electropura. Después de pintarse los labios, el grupito de niñas ruidosas se iba. En cambio Juan se desbarataba al pensar que por cada canasta Cristina lo bebería como a su agua…

MI VERSIÓN

Eran las 9:30. Sonó el teléfono. María. Vendría por mí. Necesitaba hablar. No sé exactamente si conmigo.
Llegó quince minutos después. Tocó el claxon, tomé una chamarra y salí de la casa. Ella me esperaba afuera.
Me dijo que no llevaba dinero, que sólo daríamos una vuelta y nos fumaríamos un cigarro. Iba tensa. Se estresa con facilidad. Sus ojos orgullosos no querían mirarme. Hacía casi un mes que no me buscaba. Compramos cervezas y nos fuimos por ahí. Al poco rato se nos soltó la lengua. Nos estacionamos no sé dónde. Comenzó a hablar con esa voz de dolor que ya conozco. No decía nada concreto. Así sucede cuando queremos sacar algo, contarlo, pero no totalmente. Tenemos que suponer, acaso, adivinar.
Volteó hacia mí de repente, y me pidió que la abrazara. Fue un “cógeme” sin palabras. Lo supuse. “Quítame está soledad que traigo encima, esta tristeza”. Quitar soledades, como aquella vez que me quitó la mía y no volvimos a decir nada.
La abracé…

No hay peor lucha que la que no hice

Ya no lucho.
Me rindo.
Que alguien venga a recoger los escombros.
Ahí está de nuevo.
La que siempre triunfa,
la que invariablemente vence.
Se hace acompañar de tu desdén
y se llama
Cobardía.
Ni modo, no gané.

Guardiana del abismo

Espero
sobre este lugar donde reposan mis pecados
en anhelante ansia
tu cuerpo de viento
que venga sereno
y luego
----en loco estallido
revuelva las mantas
donde se esconden
los vaivenes
de tu piel de café selecto y gusto de vino.
Me estremezco
aquí donde flotan ligeras tus formas
donde tus elevaciones
se funden con las mías
donde tu abismo ardiente
se come a mi abismo
Espero
en el lugar donde reposan mis secretos
tu piel de musa
suavizada con la vía láctea
que has recomendado
que también use en mi piel.
Te espero divina
guardiana del abismo frutal
donde pierdo la cabeza
donde escondo
la lengua de fuego que me consume
mientras aguardo en este lecho.

Del buen RIUS

Imagen
En la imagen: PROPUESTAS PARA SALVAR AL PAÍS.-Crear nuevas fronteras con nuestros vecinos del norte.- Cambiarle de nombre al país.- Desaparecer los partidos políticos.- Dejar de pagarles sus pensiones a los amados ex presidentes.-Cambiar a otra parte el D. F.-Crear penales para ricos y para pobres.- Clausurar festejos inútiles.- Crear impuestos a los blancos, güeros y de ojos azules

Unas que yo sumaría:
- Los ciudadanos extranjeros pagarán 10% más en sus visitas a museos, iglesias y otros monumentos.
- La prioridad para obtener empleos en cualquier área es para los ciudadanos mexicanos cuya formación académica lo amerite.
- Consumir productos mexicanos.
- Registrar con Denominación de origen y/o ante derechos de autor tamales, pan de fiesta, flores de cempoaxochitl, memelitas, canciones, expresiones del habla popular, sarapes, etc.

Por el momento sólo se me ocurren esas. ¿Desea agregar algo?

Sin ninguna pretensión

Imagen
Estoy fresca como una lechuga. Apenas retomando el paso en mi pequeña ciudad atestada. La cerveza Sol es horrible, pero sirve lo mismo para emborracharse (lo malo ocurre cuando tu estómago se ha desacostumbrado debido a 20 días de abstinencia...)
Italia es bella. El viaje estuvo cansado pero valió la pena. ¡Visitar 11 ciudades cuando estaban planeadas solamente cuatro! ... anduvimos como locos.
Me llené los ojos con una maravillosa Florencia, con el Davide y el nacimiento de Venus. Me cansé visitando la grandeza del Phanteon, el Coliseo y del Foro romano. Me senté a tomar vino en Venezia, con una vista formidable del campanario de plaza San Marcos...
Estuve tan a gusto en las pequeñas calles de San Gimigniano.
Saboreé los deliciosos gnocchi y los tortelini.
Me recreé la vista (en Florencia hasta los conductores de trasporte colectivo son guapos, en Torino, hasta los polis lo son... vaya).
Por otra parte, me asombré al darme cuenta de que, durante el vuelo México- Madrid, había dos encerrado…

Ritorno!

Que digo la hora, la media hora cuesta 1.50 Euros....
Bueno, manana ya parto rumbo a mi Mexico lindo y querido. Hay buenas cosas que contar. Ahora voy dispuesta a tomar unas vacaciones de las vacaciones!!!! Nos estamos leyendo . Devo andare via!!!!!

Desde Italia

Despues de 10 horas de vuelo de Mexico a Madrid, y de cinco horas esperando el vuelo de Madrid a Turin por fin estoy aca. La hora de internet sale carisima 1.50 euros, asi que prometo escribir en otra ocasion para comentarles las vivencias de 4 mexicanos en Italia. Jajaja, hay cosas muy buenas !!!!!

Sin sentido

Soy una gota de tinta
danzando en la hoja.
Respírame
tengo olor a café tostado.
Óyeme
soy el eco de una lágrima derramada
i n c a n s a b l e m e n t e
Obsérvame
soy la copia pirata
de alguien que se siente bien
Recuérdame
soy el rocío posado en una flor seca.
Imagen
a
Selección de Zoé
Imagen
Selección de Zoé
pulque para dos, Babasónicos:

Himno

"Lo malo es mentir palabras de amor, acéptalo no estamos para eso, nos falta valor..." Babasónicos "La puntita. Jueves 21 de abril de 2005.
La aventura comienza como a las 5:45 pm. Me atrevo a enfilarme por la calle "principal" de este remedo de ciudad para cumplir un encargo (como siempre).
Hay caos sobre la mencionada calle. Un camionero, de esos que intenta esconder su complejo de inferioridad refugiándose en el armatoste que tiene que manejar, me "avienta el camión". Me bajo. El coche está arrugado. Exigo que me pague. Como ocurre casi siempre que un hombre maneja, el honorable chofer se me pone flamenco. No quiere pagar bajo argumentos incoherentes. Llega mi salvador. El arreglo finaliza con una miserable tercera parte del dinero que pedía originalmente. Es tarde. A las 7 tenía que estar en el punto de reunión. Con todo el asunto llego hasta las 8. El auto, algo enojado como yo, penetra una pequeña, pequeñísima ciudad. Pasamos la zona nice (esa a do…
Imagen
Bésame
Seleccion de Zoe
Bésame
estaré aquí sólo un instante
Quiéreme
voy a quedarme sólo un momento
Camina
el instante conmigo
No hagas preguntas.
Tócame
que tú y yo tenemos pasajes de ida
lo que vemos
no estará mañana.
No voltees
o el instante se habrá ido.
Quiéreme
que me estoy yendo.

Casa de muñecas (cuento)

Soy Elisa, tengo una casa de muñecas. Tiene dos recámaras, un baño con tina, una salita que a veces no tengo tiempo de limpiar pero que aún así es acogedora, con un hermoso tapete de Santa Ana Chiahutempan y hasta un televisor. La cocina tiene los siguientes aditamentos: una bella estufa que me heredó mi madre, una mesa y tres sillitas para tres ositos, como en el cuento que le leía a Montse, que siempre me pedía que le espantara las pesadillas con una historia. Mi cuento es que me casé a los diecinueve y trabajo desde los veintiuno, Montse y Luisito crecieron casi solos. A veces mi mamá los cuidaba pero como vivíamos lejos, no siempre podía llevárselos. Cuando no podía contar ni con mi mamá ni con mi prima Cristina para que me los cuidara, los dejaba encerraditos en la casa de muñecas, que en ese entonces era una que rentábamos allá, en el centro, pero que servía para lo mismo. El chiste es que me casé y empezó el juego en mi hermosa casa de muñecas. Jugaba a que hacía la comidita, a…
Imagen
del zapateado al mar
Selección de Zoé

Me tope con la huesuda...

"Me topé con la huesuda, sin saber que era la muerte
sin saber que era la muerte, me topé con la huesuda.
Me dijo la testaruda: No bebas el aguardiente,
vas a morir de una cruda y amarga será tu suerte..."

Los huapangueros tocaban.
Con una luna llena de plata como testigo, estuve bailando y probando las micheladas la mayor parte de la noche. Aprendí que el huapango se baila con mucho respeto y con un porte imponente, la columna se conserva erguida, el hombre jamás toca a la bailadora...
Huapango es un tipo de baile de los estados de Tamaulipas, San Luis Potosí, Hidalgo, Puebla y Veracruz. La palabra Huapango significa en nahuatl "Sobre la tarima" y cómo no, si el zapateado suena rotundo a través de la sierra. Conocí a don Julián, un bailador que sabe, gracias a sus años, los secretos del huapango: "Cuando el hombre toca el ala de su sombrero es como si envolviera el talle de su pareja, sólo en sentido figurado, pues eso no se puede hacer por respeto..."
La músi…

Elogio de la mujer brava

Por: Héctor Abad A los hombres machistas, que somos como el 96 por ciento de la población masculina, nos molestan las mujeres de carácter áspero, duro, decidido. Tenemos palabras denigrantes para designarlas: arpías, brujas, viragos, marimachos. En realidad, les tenemos miedo y no vemos la hora de hacerles pagar muy caro su desafío al poder masculino que hasta hace poco habíamos detentado sin cuestionamientos. A esos machistas incorregibles que somos, machistas ancestrales por cultura y por herencia, nos molestan instintivamente esas fieras que en vez de someterse a nuestra voluntad, atacan y se defienden.
La hembra con la que soñamos, un sueño moldeado por siglos de prepotencia y por genes de bestias (todavía infrahumanos), consiste en una pareja joven y mansa, dulce y sumisa, siempre con una sonrisa de condescendencia en la boca. Una mujer bonita que no discuta, que sea simpática y diga frases amables, que jamás reclame, que abra la boca solamente para ser correcta, elogiar nuestros a…

Viento sordo, sombras danzantes

Los fantasmas son muertos sepultados y desenterrados infinidad de veces.
Tienen cara de luna y están hechos de hielo,
cada vez que me tocan me convierten en gotas
que estallan contra el piso.
Los fantasmas son muros en los que se rompieron mis ojos,
ventisca a la que hablé de amaneceres,
viento sordo del que no obtuve respuesta.
Son vigías del castillo de puertas al revés,
bramidos que se diluyen en lo tangible,
sombras danzantes que se empeñan en ser.
Piden a gritos que los vea, quieren entrar.
Ignoran que no los recuerdo, niegan tener una tumba.
Invaden mi habitación con fuerte olor a locura.

LOS NEURÓTICOS NO

¡Los neuróticos no deberían manejar!
Porque quieren ir a más de 80 km/h en una ciudad que cuenta apenas con ocho o nueve cuadras...
Porque les estorban ya sea un perro o una anciana.
Porque sienten que son los dueños de la calle.
Porque creen que los demás manejan mal.
Porque no saben que en una ciudad la velocidad máxima es de 20.
Porque pueden pasar sobre cualquiera.
Porque son misóginos (en su mayoría).
Porque quieren retar, aplastar.
Porque, ¡cuidado! son peligrosos y tienen complejo de superioridad.

DE PÉRDIDAS Y CONSECUCIÓN DE ERRORES

Sin inspirar lástima.
Sin ponerte un cartel en la frente que diga:
VÍCTIMA
Recuerdas...
El episodio del chavo que trabaja en una tienda:
tiene 22 y le apuntaron en la cabeza por $300.
Al chico de 21 que invitó "amigos" a su casa buscándo "socializar"
y conocer . Terminó amarrado, a las cinco de la mañana, con un cuchillo en el cuello
y la cartera menos sus únicos 100 pesos para pasajes de la semana.
A la chica chaparrita, esa que no consigue puesto y que se la ha pasado tres o cuatro años de suplente... y tomando chambas. Ella iba saliendo de su trabajo provisional en la feria, cuando un tipo se le acercó en bicicleta y le exigió el celular.

Recuerdas...
y no vas a despotricar contra la inseguridad, sino contra la miseria... La miseria humana.
Gente que quita lo que a otros les costó un ojo y la mitad del otro conseguir...
Gente que aplasta, que pisotea, roba, mata por un cigarro, un hot dog o por gusto.

Recuerdas...
ayer perdiste dos cosas:
una oportunidad
y dos cristales...

Consec…
Imagen
*
Selección de Zoé

Hoy no, menos mañana.

No, no quiero.
Bueno no sé.

Lo único que deseo
es salir volando de aquí.
Dejar de sentir
el peso de la costumbre sobre mi espalda,
la carga de indecisión que hace me duelan los hombros.
Quiero salir de aquí.
No llevarme nada.
No decidir nada.
No hacer nada.
Quiero huir,
quiero dormir,
quiero correr,
tal vez,
desaparecer.
Hoy no,
tampoco mañana
"peros" sobran
y la comodidad resulta ser
tu mejor aliada
la almohada
donde descansa
la cabeza llena de telarañas.

Un fusil, si me permiten:

"(Ésta es la última vez que yo te quiero
En serio te lo digo)"
- Jaime Sabines-

Fin de semana

Los fines de semana son deprimentes
alucinantes
dementes
escurren por sus paredes
litros y litros de nostalgia viscosa
y sus pisos de viernes,
sábado y domingo están pegajosos por el desdén regado
se adhiere a los zapatos
esa mezcla de llanto y olvido color violeta.

Los fines de semana son nefastos
te dan tiempo suficiente para extrañar
de forma inútil
para embarrarte de deseo impregnado en los muebles
de recuerdo flotante en su música ruidosa
de sonrisas y llanto que navegan como barco en la botella.

Los fines de semana son lo peor
mezcla de sustancias pegajosas
botica donde se preparan
brebajes viscosos y tentadores
aderezados con recuerdos hilarantes
y un poco de llanto
Imagen
dreams in my mind
Selección de Zoé
Hay nombres que se adhieren a la lengua
que se pasean cínicos por el cerebro...

14 de febrero

En mis épocas... ja, a este día le llamaban "de los enamorados"; hoy, tal apelativo se ha convertido en "Día del amor y la amistad". Seguramente "alguien" se puso a analizar y se dio cuenta de que el nombrecito ya no venía al caso: el total de casos registrados de gente deprimida y el índice de suicidios en México, en donde una de las causas principales para quitarse la vida es la desilusión amorosa (por cierto, se dice que en mujeres se duplicó mientras que, en el caso de los hombres, el índice aumentó 50 por ciento durante los últimos 13 años) .
Así que a ese "alguien" se le ocurrió decir: ¿Cuál amor, si este día (y los demás) hay un montón de solitarios apachurrados celebrando en casa con una chaqueta fabricada por su mano amiga? Exacto, y no están en algún motel engendrando niños (que nacerán a mediados o fines de noviembre) o comprando globos en forma de corazón y osos con leyendas ampliamente choteadas (que después canjearan por una manosea…
Allá arriba
la luna se burla de mí
con su sonrisa congelada.
Bajo la vista,
volteo a la derecha,
después al otro lado.
No encuentro nada.
Sigo caminando
en línea recta
(queriendo partir en dos el aire)
entre cientos de personas que miran
cómo las lágrimas resbalan.
Mientras,
la luna se burla
mostrando su dentadura helada.
Imagen
Allá arriba
Selección de Zoé
Imagen
¿Fue una, o dos o fueron tres?
Selección de Zoé

Noche de toxinas

Ya no es viernes señorita, es sábado.
¿Que qué se tomó?
El pacífico entero.
Mañana no podrá levantarse.
Tendrá la boca pastosa
y un montón de cosas por hacer.
Lo sentimos,
parece que ud. decidió
mandar de vacaciones (de nuevo) a su cerebro
y dejar las ideas colgadas en el monitor de su computadora.
Sorry lady,
enough toxins
Imagen
Good things in life... and there´re more!
Selección de Zoé
Imagen
Sip, ando de vacaciones por la zona golfo-centro... ahí tienen.
Selección de Zoé
Imagen
"Los cuerudos"
Selección de Zoé
Imagen
by f
Selección de Zoé

Mal show

Me regaló un boleto
para entrar al espectáculo
era un boleto barato, mal lugar
no se veía bien.
Agradezco la atención
mas no me gustó el show
demasiado malo
y, desde mi ubicación en gradas
lo vi de color putrefacto.
Quiso que entrara al espectáculo
no sólo como público
también como actor
me envolvió con engaños
aunque me enseñó algo de técnica
en eso no hay queja.
Pero
las mentiras y el mal show
no me agradaron
fue una función pobre
artistas podridos
y animales carroñeros
Lo agradezco
pero no vuelvo.

Soy:

Zoé, F., Mariposa Lunar
y hoy
me encuentro
especialmente sindromepremenstrualizada
algo deprimida
medio apachurrada
así sucede siempre
en esta etapa del periódo
ya solté algunas lagrimillas
se quedaron embarradas en la chamarra de papá
y él no lo sabe
no lo sabrá
porque no le gusta que la gente llore, pero a veces hace falta
Ahorita estoy frente a esta máquina
pa´desahogar mi apachurramiento y acabar con las dos horas que tengo... porque no fui a clases...
¿alguien tiene idea de dónde dejé mi libro?
fueron dooooosss largas semanas de vacaciones
que alguien me diga dove é il librone
perche io, non lo so.
Tranquila Mariposa con alas sindromepremenstrualizadas,
estos días, siempre se pasan.

Mi Titi

En un principio creí que sufría de transtorno bipolar; pensé que un día se lanzaría desde la ventana de mi cuarto en el segundo piso de esta casa "de las puertas al revés", ahora sé, que solamente se estaba ambientando... y que tal vez no me quería demasiado... desde que la tengo no he pasado mucho tiempo con ella... me encontré otro gatito con necesidad de atención y a ella la dejé encargada con la señora de la casa, su abuela.
Sin embargo, hoy, me hace compañía, me va a visitar más frecuentemente a mi habitación, se sube a mi buró y me dice "Levántate dormilona", yo volteó y miro sus grandes ojos, la diminuta nariz y el hociquito bellamente acomodados en su peluda cara de plato, me hace compañía mientras pierdo el tiempo sentada frente a la computadora y a veces me lame los dedos en señal de que tiene sueño.
Su lugar favorito esla puerta de entrada, se acomoda y se siente tapete... persa.
Imagen
Una amiga

Aaarraaancaaan

Empieza la carrera
ya se corrieron las apuestas por ver quién llegará en primero (aunque sea por una nariz, rota... he de decir, que no me interesa).
Nos queda el presente, ahí es donde nos movemos, por ahí van(mos) a todo galope.
Tal vez unos se encuentren furiosos, otros expectantes, otros más, extra animados por cruzar la linea de meta (probablemente "auxiliados" por alguna inyección mágica que los inste a mover los cuartos traseros a velocidades que ni ellos mismos soportarán...Eso me suena conocido) A otros, alguien tendrá que darles de fuetazos para que reaccionen y entren a la competencia.
No estoy optimista, pero tampoco en plan catastrófico nefastin, nos queda el presente, así que no voltearé a ver a los demás jockeys ni a los que chingan ni a los que no; seré objetiva con este trayecto que desenbocará a donde tenga que hacerlo... esta es una carrera individual, así que allá voy con el numero 2005...