Entradas

Mostrando las entradas de julio, 2012
Tú casa era un refugio.
Y me salí.

-.-.-.-.-.-.-.-..-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.--.-.-.-.-.-.-.-

Mal si te amo y si no, también.

-.-.-.-.-.-.-.-..-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.--.-.-.-.-.-.-.-

Mi corazón está muerto.
Tac, tac, golpea.
No lo oigo.

-.-.-.-.-.-.-.-..-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.--.-.-.-.-.-.-.-

Te eché de menos la otra tarde, la otra noche, la otra mañana.

Tríada

Imagen
Te invoco cada madrugada mientras ocultas tu desdén debajo de una sábana. Siglos de silencio nos separan. A pesar de que duermes con la boca un poco abierta, no escapan palabras de ti. Soy el que clama, el que ruega. Antes eras avalancha de fuego, cauce de jadeos, aves matutinas; hoy eres un bosque en donde no se oyen mis pasos. Nuestros amaneceres se repiten, señora, pero son mudos. Y nosotros, amantes cubiertos de hielo. Un amasijo de plabras no dichas se han acomodado en mi espalda. Tú eres la mujer que duerme, la que calla, la que no espera nada. Ni a mí, ni a mis palabras. Recuerdo el día en que tu perfil, imposiblemente, pues estamos fijos en esta geografía, me pareció más lejano. Me tendiste los brazos, tenías otro nombre. La tentación se clavó en mi cuerpo. Me envolviste. Siguiéndote, mujer nueva, me perdí entre los pliegues de tu vestido celeste. Me llamabas, te movías serpentina, caí en tus picos y hondonadas. Eras otra, la que espera paciente, la que no teme hablar, la que…

Egoísta

Imagen
No habrá más nube que me haga sombra.
No eres tú la roca en que me paro.
Soy yo.
No es de tus brazos donde obtengo abrigo
es de los míos. Y aquí me quedo.
Emanan las risas, nos come el día,
tú no estás, la luna se deja ver,
hay que ganarle al tiempo.
Detrás de la fría noche no están tus ojos de duda.
Este es mi lugar.
Y aunque estire la mano para seguirte buscando
es aquí donde resuenan mis palabras,
es en esta noche donde permanezco.

Rapto

Imagen
Cerrando coladeras a mi paso,
a discreción, confío.
En zapatos del color del siga,
camino entaconada sobre menta.
Plataformas dulces, refrescantes,
flores de gamuza y espiguillas
frente a risas huecas.
Terreno mezquino, ignorado,
ahí te regodeas.
Yo voy en ascenso, llego.
Pumps pumps ponedores.

ATFR

Episodio hipomaniaco. Ventana.

Imagen
Redundantes en canciones, inmóviles
detrás de lluvia cíclica, pensamos: nada nos une.
En el desamparo, buscando,
que no buscamos, concluimos.
La condena es el choque de gotas que atacan las ventanas
como dedos, deshilan soledades,
nos miramos a través de sus barrotes.
Enganchados a la distancia coincidimos, no hay desborde.
Miramos, cómodos, no explotamos.
Empapados en sonidos, negación al grito.
Nada en común, coincido.
Cariño limitado, no basta.
E inmóviles nos condenamos
al choque de lluvia repetida en dos cristales
arañazos en las mismas melodías.