Palabra-espuma

No quiero decir nada,
no puedo.
Que cada palabra se haga espuma,
papá. 
Tú sabes lo que siento.
Estás en todo lo que soy
y en lo que no.
En lo que aprendí 
y en lo que no.
En mis miedos.
No voy a decir nada,
no puedo, papá, 
las palabras
se quedan cortas.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

El retrato de Zoe y otras mentiras, de Salvador Elizondo

Animales hasta en la sopa

Decisión